Cámara Hispano Danesa en la revista “Agua” de El ECONOMISTA

En la edición del 2 de mayo 2018 Teresa Jiménez responsable de la revista “Agua” de EL ECONOMISTA, comenta lo siguiente sobre nuestra conferencia del Agua el pasado 12 de abril (abajo). Os recomendamos entrar en http://www.eleconomista.es/premium/pdf.php?idPDF=8607 para ver esta estupenda revista en su totalidad, en la página 14 encontrareis el resumen de nuestra conferencia. Aprovecho para agradecer a todos los colaboradores y participantes en las mesas de debate sus aportaciones y, en especial al patrocinador Danfoss http://www.danfoss.es/home/#/ y a los moderadores de las dos mesas redondas, Teresa Jiménez (El Economista) y Alejandro Maceira Rozados, director iAgua https://www.iagua.es/ “Representantes de la CEOE, empresas y administraciones públicas debatieron el futuro del sector del agua en España en una jornada organizada por la Cámara de Comercio Hispano Danesa. Mayor estabilidad normativa, mayor cooperación y más inversión. Estas son las tres peticiones en las que los empresarios coincidieron durante la conferencia sobre el agua De sequía a abundancia, los retos del agua, organizada por la Cámara de Comercio Hispano Danesa. En este foro, el presidente de la Comisión de Desarrollo Sostenible y Medio Ambiente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Antonio Valero, dejó clara cuál es la posición de las compañías respecto a los problemas del agua: “El primer reto es el tratamiento de aguas residuales. Pero también hay un reto económico. Al ser el agua un servicio público está unido a la política. Desde las empresas reclamamos que el coste total del agua se tiene que pagar, si no, no hay inversiones. Y tenemos un determinado déficit de inversiones. Además, el tercer reto está asociado al marco regulatorio. Las empresas necesitamos estabilidad a largo plazo y garantías de que las inversiones te van a rendir a largo plazo”. En este sentido, Valero señaló que el futuro Pacto Nacional por el Agua representa una oportunidad para “reducir las vulnerabilidades del sistema”. La multiplicidad de las administraciones es una de las cuestiones en la que los expertos hicieron más hincapié. . “En España tenemos un problema que es que tenemos muchos estratos de administración. El agua es una competencia local, son los ayuntamientos los que toman las decisiones de renovación de las pequeñas infraestructuras”, explicaba Antonio García Pastrana, gerente de Concesiones en Aquona, compañía perteneciente al Grupo Suez. “Es necesaria una coordinación de los usos del agua y que se prioricen”, continuaba. En la misma línea se manifestó Leticia Hernández, abogada especialista en temas medioambientales del bufete LHM Legal. “Hay una multiplicidad de administraciones. Por ejemplo, en tema de aguas minerales, las autorizaciones dependen de Minas, pero pueden opinar desde sanidad, energía, etc., pero los expedientes no son únicos”. Defensa del modelo español A pesar de las críticas y las demandas, los empresarios que participaron en esta jornada coincidieron en que el sistema español de gestión del agua es una referencia a nivel internacional. Javier García-Noblejas, director general de AVK Válvulas, afirmó que “en España hay buena gestión del agua y buena planificación hidrológica, pero falta inversión”. Precisamente, uno de los campos en los que se demanda más inversión es nuevas técnicas de depuración y reutilización de aguas. “Actualmente no se contemplan tratamientos alternativos al químico para la depuración”, se quejaba Juan Suárez, consejero delegado de Water-On. Las grandes empresas, por el contrario, creen que se ha avanzado en estos ámbitos. Por ejemplo, “la reutilización es uno de los grandes temas en los que se ha trabajado en España. Murcia, Almería y Cataluña son buenos ejemplos. Y somos el único país que tiene una regulación de aguas residuales”, apuntó Jorge Malfeito, director de I+D+i de Acciona. Malfeito también destacó los avances que se han logrado en temas polémicos como la desalación, principalmente por el precio de ésta agua y las tarifas. Sin embargo, señaló que “los costes han disminuido considerablemente gracias a tecnologías como la de osmosis inversa, que es la más eficiente, con un coste de 3,5 euros por metro cúbico, frente a los 11 euros de otras tecnologías”. La administración, por su parte, defendió el trabajo que se está realizando. “En España sabemos gestionar el agua, y es gracias a la suma de las capacidades de la gestión pública y de las empresas, que aportan su know how y su tecnología”, explicó Eduardo Orteu, coordinador de área de la Dirección General del Agua. Así, Orteu explicó que desde la Dirección General del Agua ya se está trabajando en los planes hidrológicos de tercer ciclo, que tendrán como  prioridades la construcción y planificación de infraestructuras, la incorporación de los recursos no convencionales, la modernización del regadío y medidas para cumplir con los objetivos medioambientales marcados por Europa. Para cumplir con los retos del agua, España no estará sola. Jochen Müller, consultor de la Comisión Europea en España, recordó que el Plan Juncker ha puesto a disposición de España 33.000 millones para proyectos de grandes infraestructuras, pero “en el ámbito del agua no hay ningún proyecto”. Además, entre otras iniciativas que se están desarrollando en el seno europeo, se encuentra el Pacto de los alcaldes, que con 8.000 localidades adheridas busca soluciones contra el cambio climático, o el proyecto PRIMA, pionero a nivel europeo, en el que participan 19 países para colaborar en materia de gestión del agua. Ver el articulo en:  http://www.eleconomista.es/premium/pdf.php?idPDF=8607